miércoles, 8 de junio de 2011

"Hoy no es un día más", escrito de Eduardo López Moreno, participante en el II Curso de Tauromaquia.





Hoy no es un día más, me he despertado con la tristeza de saber que lo vivido este fin de semana ha terminado, tengo el consuelo de que el veneno que uno lleva dentro va invadiendo, aun más si cabe, cada centímetro de mi cuerpo, afianzando los pilares de la tauromaquia dentro de mis pensamientos, haciendo que sueñe con ligar largos muletazos y templar la embestida de la próxima becerra.

Qué forma más bonita de abrir el cartel del II curso de aficionados prácticos taurinos, D. Jose Luis Algora, un enamorado del toro, y de los antiguos Pablo Romero, animales perfectos en morfología y de difícil carácter, que hacen aun mas, la imagen del toro bravo en España, Rafael tomó el capote y con el pié por delante hizo una buena introducción para soltar los nervios del momentos.

El miedo existe, aunque sea para ponerse delante de una becerra, pienso que bien canalizado es algo que le aporta emoción al momento, no es ese miedo el que más me hacía dudar, tenía miedo al ridículo, miedo a defraudar a los profesores y por supuesto el miedo a defraudarme a mí mismo, ya que en este curso he intentado sentirme torero desde el minuto uno, no me podía permitir perder lo que el maestro Morante llama el sentir, hablaba mientras acariciaba el percal con la yema de los dedos y con una tímida voz dejaba ver la sensación que te trasmite el paso del animal encelado durante el lance.

Son cientos y cientos de gracias que tendría que dar, entre tanto a mis compañeros, de los cuales me llevo algún que otro amigo, pero desde que vi la información del curso no me pude imaginar, la cantidad de profesionales que se pasarían por la plaza de toros de Espartinas, todos nos hablaron con mucho cariño, e intentaron hacernos sentir  toreros, fíjate digo torero como si fuera cualquier cosa, nos hemos convencidos de que ser torero implica mucho más de lo que se ve y se cuenta.

Nacho, Rafael………….., bien trabajado, mejor imposible, todo preparado hasta el mínimo detalle, cincuenta capotes otras tantas muletas, carretones a pares, caballo y garrocha, vimos los entresijos del toreo  como hoy día se puede estudiar la anatomía del cuerpo humano, cuanta paciencia dios, hay que ser muy buena gente para aguantar a casi sesenta tíos cada uno con un carácter, e intentar hacer pandilla en tan solo un par de días, lo has conseguido Nacho y eso es mérito tuyo.

Ya me hablaron de el, y me dijeron cosas muy buenas, pero como se dice … hay que ver para creer;… pues yo lo he visto, Eduardo, eres un crak, y pedazo torero, que arte dios, como le hacía un reset a las becerras entre tandas y tandas, has demostrado ser muy buena persona, he tenido la oportunidad de hablar con casi todos mis compañeros y te están muy agradecidos por el esfuerzo y el trabajo que has realizado con nosotros, porque gracias a como nos has enseñado el toreo somos mucho mejores aficionados, y nunca me podré quitar de la mente, al maestro Eduardo Dávila Miura diciendo:  ¡¡¡Bernardo, tu de que grupo eres…….!!!

Hoy vuelvo a comentar el cuestionario de la inscripción:

¿Tienes Capote o Muleta?
-          En fase de comprarla para torear cada vez que pueda de salón y si tengo oportunidad con una becerra.
¿Sabes torear de Salón?
-          Si, por lo menos me siento torero cuando lo hago
¿Has toreado una becerra alguna vez?
-          si, una experiencia única, por mi aun estaría pegándole muletazos.
¿Sabes montar a caballo?
-          Si pero no soy ninguna estrella
¿Has asistido algún tentadero?
-          Si pero como el del día 5 de junio ningún otro
¿Cuál es tu objetivo en este curso?
-          Sentirme torero como me he sentido.
Espero no dejar a nadie por detrás, mandarle un abrazo a Jesús, a su Hermano y a Fernando, 1001 GRACIAS Y ¡HASTA PRONTO!

Eduardo López Moreno

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada